La sátira del periodismo

The Onion es un periódico de noticias satíricas de Estados Unidos que lleva imprimiéndose desde 1988. Desde entonces la tirada ha aumentado aunque han decidido apostar por lanzar la versión digital. Las tiradas rondan los 400.000 ejemplares y distribuyen ejemplares gratuitos en más de diez estados diferentes, incluso distribuyen en Canadá. Con este éxito es lógico que hayan decidido expandirse al formato web donde tienen siete millones de visitas cada mes.
Partiendo de la base de que The Onion ha utilizado el periodismo como forma de negocio, pero haciendo una crítica satíricas de este, es preocupante para el propio periodismo. Además tiene un gran éxito, por tanto los lectores han entendido perfectamente la sátira. Aunque no sea periodismo, se acerca a este ya que se basa en la actualidad, en contar historias actuales, aunque no veraces, y esto no es tan distinto de otros medios.

Sino se conoce The Onion puede confundir y crear la sensación de que estamos en un medio informativo normal. Tiene un menú como el de otros medios diferenciado por temáticas: política, economía, deporte, ciencia, etc. Y gran presencia de fotografías. Además no hay gran contenido en la portada ni en el resto de pantallas sucesivas, y además es sorprendente que sólo haya alrededor de cuatro pantallas, cuando en la mayoría de medios se suele llegar a las diez. Esto también obliga al lector a merodear dentro de la web, e incluso a no permanecer mucho tiempo dentro de la página, porque muchos usuarios ni siquiera entran en páginas donde tengan que realizar más de dos clicks. También hay cierta interacción con el público, aunque no es lo más destacable de este medio. Hay una sección que es una especie de Vox Populi a la que ellos llaman “American voices” en la cual se realizan preguntas sobre actualidad política, economía y temas parecidos a gente de la calle, y las respuestas suelen ser absurdas.
En cualquier caso, The Onion ha tenido tan buena acogida porque es un medio de entretenimiento, y la ciudadanía necesita escudarse en eso, en lo banal y en evadirse de las preocupaciones. En España, su homónimo podría decirse que es Mongolia, aunque los propios fundadores afirmen que no se fijaron The Onion sino que lo hicieron en medio franceses, argentinos y chilenos. Un medio que no lleva ni un año y que obviamente por nivel de población es mucho más reducido en cuanto a ejemplares vendidos. Sin embargo, por el momento es rentable y con una apuesta muy diferente: dejar lo digital a un lado y apostar por el papel. Algo muy inusual y muy arriesgado, aunque es evidente que las tiradas son reducidas además de mensuales.

Edición especial, revista Mongolia

Edición especial, revista Mongolia

Está comprobado con estos dos medios que el periodismo es muy amplio y que se puede manejar de diferentes modos. De otro lado, está comprobado como el lector necesita entretenimiento y lo busca fuera de medios tradicionales que ya no son convincentes. De nuevo dos formatos diferentes, pero probablemente Mongolia tenga que adaptarse a Internet tarde o temprano, ya que ahora su presencia en la web es poco más que testimonial.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s